Tips para preparar tu primera marathon

marathon

El camino de los 0 a los 42 km se recorre paso a paso

Tal vez siempre haya sido tu sueño, o tal vez ha sido hace poco que te has fijado esta meta. Se cual sea tu caso, correr una marathon es una de esas cosas que hay que hacer al menos una vez en la vida.

La batalla para conquistar este tipo de carreras puede ser muy dura, pero no te desanimes ni por un momento. Lo importante aquí es que tengas mucha determinación y seas muy meticuloso al prepararte física y mentalmente para este reto que has decidido emprender. Llegar a la meta será uno de los recuerdos que se quedarán contigo para toda la vida.

Eso sí, paso a paso. Antes de siquiera pensar en llegar a la meta hay una serie de cosas que debes tener en cuenta.

Correr en una marathon no es como salir a correr al parque. Tiene implicaciones mucho más serias por lo que te dejamos los siguientes tips:

  1. Hazte un chequeo médico.

    chequeo medico previo marathon

Así seas un corredor habitual, o recién hayas empezado con este tipo de entrenamientos es importante que consultes con tu médico. Estos chequeos te informarán sobre tu estado de salud y sobre si estás apto para el reto de correr una marathon. También pueden ser beneficiosos ya que tu doctor puede darte indicaciones y consejos que serán muy valiosos durante todo este camino.

Si tu doctor te desaconseja hacer este tipo de esfuerzo es importante que le escuches y desistas. Pero no te preocupes, hay otro tipo de carreras y retos a los que puedes apuntarte. Una vez que tienes la determinación de lograr algo lo importante es dirigir esos impulsos sana y constructivamente.

  1. Elige el reto.

    fecha marathon

Como dijimos antes hay todo tipo de carreras y marathones. A pesar de que todos tienen la misma longitud, los mismos pueden variar en dificultad. No es lo mismo hacer una marathon en Valencia que una en Lisboa (si es que alguien se atreve ?). Por ello es bueno que elijas una prueba que se corresponda con tus posibilidades. También debes procurar que esté lo suficiente lejos en el tiempo para que te permita entrenar de forma correcta.

Los expertos más conservadores hablan de un año entero de preparación para tu primera marathon. Hay otros que se rigen por programas de 12 a 14 semanas. Otros que prefieren entrenar durante 16 semanas previas a la carrera. Sólo tú conoces tus capacidades y tu forma física. En conjunto con tu médico o entrenador podéis diseñar un plan que se ajuste a tu medida.

Recuerda que en este tipo de retos físicos aplica la frase “Lo importante no es ganar, sino participar”. Así llegues a la meta caminando, lo importante es que lo lograste, llegaste a la meta ¡¡Lo hiciste!

  1. Elige un buen par de zapatillas.

    zapatillas de correr

Si vas a tomarte lo de correr en serio, una de las cosas fundamentales es que tengas unas buenas zapatillas. Esto evitará lesiones y te dará la posibilidad de un mejor entrenamiento.

Sí, las zapatillas de correr son caras, pero son una inversión que vale enteramente la pena. Si no las compras desde el principio luego te arrepentirás.

Para poder adquirir el par de zapatillas idóneo para ti debes conocer datos sobre qué tipo de pisada tienes, por ejemplo. Hay tiendas en las que van un poco más allá y tienen un equipo en el que escanean tus pisadas para saber exactamente qué tipo de zapatilla es la que te va mejor. Si puedes hacer esto, mil veces mejor. Si no, al menos asegúrate que la zapatilla que compres se corresponda con tus necesidades.

  1. Diseña un plan de entrenamiento.

    diseno de plan

Lo mejor es que este entrenamiento lo diseñes en conjunto con algún experto. Una persona que tenga experiencia en el asunto sabrá cómo contribuir a que te pongas en forma de la mejor manera y en el tiempo adecuado.

Al terminar cada entrenamiento ¡¡No olvides estirar! Recuerda que no debes sobre ejercitarte y que los descansos también son importantes.

  1. La alimentación es la clave.

    platano

Para poder entrenar adecuadamente y que el gran día de la marathon puedas llegar a la meta, es necesario que estés bien alimentado. Sin el “combustible” necesario tu cuerpo no podrá responder ante el esfuerzo al que se ve expuesto.

Es vital para los corredores tener una dieta balanceada, rica en hidratos de carbono como arroz integral y avena. También es muy importante la proteína para que el músculo pueda recuperarse adecuadamente. Lo mejor es consumir pescado y carnes de aves. Las frutas también son bienvenidas, en especial el plátano. Olvida las grasas malas y la bollería industrial que más bien afectan a tu cuerpo.

  1. Hidratación.

    agua

Siempre mantente adecuadamente hidratado. No esperes a tener sed para comenzar a tomar agua, ya que en ocasiones puede ser muy tarde. Si estás entrenando en verano debes duplicar la dosis de ingesta de líquidos ya que hay más calor y el cuerpo suda más.

  1. La ropa.

    ropa de correr marathon

Dependiendo del clima necesitarás uno u otro tipo de ropa. Si te encuentras entrenando en invierno ten en cuenta que debes vestirte con capas de ropa que permitan la correcta transpiración del cuerpo. Nada de algodón. Como ya sabes al hacer ejercicio tu temperatura corporal sube unos 10 grados, así que vístete acorde a esa temperatura y no a la real.

Si entrenas en verano la historia es diferente. Debes tratar de llevar prendas ligeras, que te permitan transpirar sin añadir calor a tu cuerpo. Puedes llevar una gorra para cubrirte del sol e incluso gafas oscuras. Recuerda utilizar protector solar.

  1. Entrena en compañía.

    entrenar en compania

Te habrás preguntado ¿qué es mejor? Correr solo, o acompañado. En realidad lo mejor es comenzar en compañía. Salir a entrenar con alguien te ayudará a resistir ese poco más, cuando pensaste que no lograrías. También es un motivador excelente para esos días en los que sinceramente no te apetece salir a correr.

El compromiso de quedar con alguien para ir a entrenar te hace más disciplinado y te hará mucho más ameno el camino. Elige a alguien que tenga una condición física y capacidad parecida a la tuya y verás como los entrenamientos son mucho más llevaderos. Sin darse cuenta estarán juntos cruzando la meta de la marathon.

  1. Haz que tus momentos de entrenamiento sean agradables.

    musica entrenando

Si decides que para ti es mejor entrenar solo, hay otras formas de hacer que esos momentos en los que sales a correr sean agradables. Por ejemplo escucha música. Hazte una playlist con tus éxitos favoritos y sal a «correrte» el mundo.

También puedes correr mientras escuchas audio libros, así puedes matar dos pájaros de un tiro ?. Incluso puedes descargarte stand up comedys e ¡¡Ir riendo todo el camino!

¡¡Esperamos que estos tips sean de ayuda y te motiven a preparar tu primera marathon!

[Total:0    Promedio:0/5]

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Escribe tu nombre